Archivo de la etiqueta: La sordera

II Simposio Internacional sobre Sordera Infantil

Los días 26 y 27 de Mayo se ha celebrado en Madrid el II Simposio Internacional sobre “Detección, diagnóstico y tratamiento precoz de la sordera en la infancia”, organizado por el Dr. Antonio Denia Lafuente y Dª Belén Lombardero de la Unidad de Sordera y Vértigo del Hospital Ntra. Sra. del Rosario de Madrid y auspiciado por la Fundación Ramón Areces.

SIMPOSIO SORDERA

Dada la importancia de la sordera infantil y el interés que el I Simposio generó, la Fundación Areces decidió patrocinar este II Simposio en el que han participado expertos mundiales en las diferentes áreas relacionadas con la sordera en la infancia y al que han asistido más de 300 especialistas de las diferentes disciplinas vinculadas con este problema, incluyendo audiólogos, audioprotesistas, enfermeras, genetistas, logopedas, neonatólogos, otorrinolaringólogos, padres, pediatras, etc.

El objetivo prioritario de este Simposio ha sido la formación y puesta al día de profesionales de las distintas especialidades implicadas, incluyendo la unificación de criterios y normas que faciliten el trabajo multidisciplinario para la obtención de los objetivos establecidos y del que destacamos las siguientes conclusiones.

Detección

 sordera

En la actualidad, los objetivos de que la hipoacusia en la infancia sea detectada antes del primer mes de vida se están cumpliendo en nuestro país en mayor o menor grado dependiendo de las Comunidades Autónomas, pero en general con unas tasas más altas de las que se alcanzaban cuando se realizó en el año 2008 el I Simposio Internacional.

El Dr. Gil-Loyzaga destacó la importancia de la detección y con ello de la estimulación precoz para la maduración postnatal de la vía auditiva y de la interacción entre el sistema nervioso central y el receptor auditivo, la cual se realiza en función de los estímulos sonoros y requiere un largo periodo postnatal.

La Dra. Arranz Leirado, nos informó que en la Comunidad de Madrid nacieron 76.157 niños en 2010. El 100% de los hospitales públicos (con un 66% de nacimientos) están realizando cribado auditivo universal y se oferta en el 100% de los privados (con un 34% de nacimientos), utilizando potenciales evocados auditivos de tronco cerebral automatizados (PEATC-A).

Aunque la detección tiende a hacerse universal, todavía existen factores que pueden mejorarse. Dª Belén Lombardero destacó que en una revisión de los últimos 200 bebes estudiados en la Unidad de Sordera y Vértigo se observaba un retraso en la detección en la mayoría de los bebés cuando no se les hace el cribado auditivo en las maternidades antes del alta y deben acudir posteriormente a algún centro para realizarlo.

Según los Dres. Trinidad Ramos y Benito Orejas, aunque existen diferencias entre las dos técnicas de cribado que se utilizan en España (otoemisiones acústicas -OEA- y PEATC-A), sobre todo en relación a la hipoacusia neural, ninguna es excluyente y se requiere el seguimiento de los niños con factores de riesgo de padecer pérdida auditiva.

Diagnóstico

En este II Simposio Internacional se han actualizado los avances en los métodos y técnicas de diagnóstico que permiten estudiar la audición de los niños desde el nacimiento, incluyendo nuevos procedimientos más específicos en el terreno del diagnóstico molecular de la sordera, cuya contribución al diagnóstico temprano, a la prevención y al asesoramiento genético familiar revisten el máximo interés tal y como explicó el Dr. Moreno Herrero.

Además, destacó que el diagnóstico molecular temprano es esencial y el porcentaje de pacientes que se diagnostican (un 40%) podría doblarse poniendo a disposición de los genetistas los avances tecnológicos actuales y más recursos humanos.

Los ponentes destacaron unánimemente que el diagnóstico audiológico es fundamental y constituye la base a partir de la cual se selecciona el tratamiento más adecuado para iniciar la estimulación precoz.

La Dra. Roush nos mostró como las pruebas fisiológicas (potenciales evocados auditivos de tronco cerebral ‘PEATC’ y de estado estable ‘PEAee’…etc), son las mejores para la estimación de los umbrales de audición en niños menores de 6 meses, y como las pruebas conductuales son esenciales para confirmar el grado de hipoacusia, la audición residual en niños sin respuestas a PEATC y PEAee, y en casos de neuropatía auditiva.

Tratamiento

 sordera

La implantación de protocolos que permiten la identificación e intervención precoz está permitiendo que un gran número de niños desarrollen al máximo sus aptitudes lingüísticas y de comunicación en los periodos críticos de maduración, esto es, de la misma forma y en el mismo tiempo que los niños con audición normal. Para ello el tratamiento debe estar iniciado a los 6 meses.

Los audífonos constituyen el tratamiento más frecuente en niños con sordera y pueden ser adaptados desde el momento en que se diagnostica la pérdida de audición. El Prof. Seewald destacó la importancia de que la adaptación pediátrica del audífono se realice de forma individualizada, utilizando un método que verifique las variables acústicas y electroacústicas de cada niño. Además nos mostró las nuevas estrategias electroacústicas que se han desarrollado para mejorar la percepción del habla.

sordera

En su segunda intervención la Dra. Roush nos informó que se ha demostrado, que el ancho de banda de los audífonos retroauriculares es inadecuado para representar los sonidos del habla en altas frecuencias, lo que debe mejorarse con nuevas estrategias, siendo esencial su verificación para que los beneficios sean óptimos y el desarrollo del lenguaje se produzca de la forma más natural posible.

Aunque inicialmente deben adaptarse siempre audífonos, a partir del 8º mes de vida puede indicarse el implante coclear si el niño lo requiere según el Prof. Papsin. Aunque técnicamente el implante podría realizarse antes, implicaría muchos riesgos y pocos beneficios. El análisis de los resultados y las revisiones de las técnicas quirúrgicas constituyen en este momento la mayor contribución al perfeccionamiento de los implantes cocleares.

El Dr. Pérez Olivares nos mostró su experiencia con los sistemas de vibración ósea mediante implantes osteointegrados en niños con pérdidas de audición conductivas resaltando que dichos sistemas utilizados precozmente aseguran el desarrollo normal del lenguaje.

En su segunda intervención el Dr. Papsin nos mostró los nuevos estudios que están realizando en su laboratorio de investigación sobre el desarrollo del sistema auditivo en niños con implantes cocleares concluyendo que, sea cual sea el sistema de estimulación que se utilice para tratar la pérdida auditiva, la estimulación se debe realizar siempre de forma bilateral para que el desarrollo del sistema auditivo se normalice y sea óptimo. Subrayó que mientras más dure la deprivación auditiva mas afecta al desarrollo del lenguaje.

La Prof. Thibodeau nos enseñó como los beneficios auditivos que proporcionan los audífonos, implantes cocleares e implantes osteointegrados deben optimizarse adicionalmente mediante la integración de tecnologías de apoyo a la audición (sistemas de FM, etc.). El rendimiento de los sistemas de FM debe verificarse electroacústicamente y mediante pruebas conductuales para asegurar su máximo rendimiento.

La Dra. Wilson nos indicó que actualmente la detección, el diagnóstico y el tratamiento precoz de la hipoacusia en la infancia facilitan extraordinariamente el desarrollo lingüístico y emocional de los niños con pérdida auditiva, siendo imprescindible para su educación audio-verbal la estimulación de los padres y familiares. Estos son los que están la mayor parte del tiempo con los niños en estas primeras etapas por lo que deben estar apoyados y perfectamente asesorados por los terapeutas.

En el Simposio conocimos también que están en vías de desarrollo nuevos métodos potenciales de tratamiento de la sordera, como el tratamiento con células madre. En el laboratorio que dirige el Prof. Rivolta se ha identificado y aislado por primera vez una población de células madre cocleares humanas para la obtención de células ciliadas y neuronas sensoriales ambas esenciales para el sentido de la audición. Aunque los resultados de momento son esperanzadores se necesita realizar estudios a largo plazo y confía en iniciar los primeros ensayos clínicos en 10 años.

El Dr.Denia Lafuente, en las conclusiones del Simposio destacó la excelente puesta al día realizada por los ponentes que será de gran utilidad para que todos los profesionales que formamos parte de la cadena multidisciplinaria que gira en torno los niños con pérdida de audición contribuya a su feliz desarrollo.

El Dr. Denia Lafuente añadió que, no obstante, quedan retos pendientes, ya que existen todavía diversos factores que dan lugar a que haya grupos de niños que no se benefician del tratamiento precoz, sobre todo por falta de una información adecuada a los padres y de un buen seguimiento. Por ello planteó las siguientes prioridades:

  • Continuar mejorando la formación y la comunicación entre los profesionales de la cadena multidisciplinaria.
  • Conseguir la mayor implicación posible de los pediatras, que son los que ven a los niños con regularidad.
  • Crear hojas de ruta de seguimiento y tratamiento para los padres dependiendo de los antecedentes y del resultado del cribado auditivo.
  • Continuar mejorando los programas de control y de seguimiento siendo necesaria la unificación de protocolos.
  • Estandarizar la verificación individual del rendimiento de los audífonos y controlar su uso continuado.

Es evidente que en los últimos años se han producido grandes avances que están contribuyendo a mejorar la situación de los niños con pérdida de audición y sus familias. Son reuniones interprofesionales, como este Simposio que se acaba de celebrar en la Fundación Ramón Areces, las que permiten la divulgación de estos avances con la consiguiente puesta al día y unificación de criterios imprescindibles. Para que todos los profesionales puedan realizar cada vez mejor su trabajo.

Dr. Antonio Denia Lafuente
Dª Belén Lombardero Pozas

 

II Simposio Internacional. Detección, diagnóstico y tratamiento precoz de la sordera en la infancia

Sordera infantil: Detección, diagnóstico y tratamiento precoz

Nuestra Unidad de Sordera y Vértigo organiza el II Simposio Internacional sobre “Detección, diagnóstico y tratamiento precoz de la sordera infantil” durante los días 26 y 27 de mayo, con el patrocinio de la Fundación  Ramón Areces.La inscripción es gratuita debiendo formalizarse en la web www.fundacionareces.es.  El Simposio finaliza el 27 a las 14:00.

Detección, diagnóstico y tratamiento precoz de la sordera infantil

II Simposio Internacional sobre “Detección, diagnóstico y tratamiento precoz de la sordera infantil”

Los días 26 y 27 de mayo 2011 se reunirán en Madrid expertos mundiales que nos ofrecerán una información completa acerca de los niños con pérdidas de audición.

El mismo día 27  t-oigo.com organiza un encuentro entre familias, educadores y logopedas sobre “La educación bilingüe para niños con implantes cocleares y audífonos” que contará con la  presencia de la experta en terapia audio-verbal Betty Sackett de la John Tracy Clinic (EEUU).  La inscripción también es gratuita pero deben inscribirse en la web www.t-oigo.com.  El encuentro empezará a las 19:00.

¡Será una oportunidad excelente para aprender más sobre la sordera infantil!

 

 

Baja el volumen para prevenir la sordera neurosensorial

161009121834635

Un estudio del Royal National Institute for Deaf People (RNID) de Inglaterra, revelaba que los adolescentes y adultos jóvenes que utilizan reproductores musicales a mucha intensidad, corren el riesgo de padecer sordera neurosensorial 30 años antes que la generación de sus padres.

El estudio mostró que un 14% de las personas con edades entre los 16 y los 34 años usaban sus reproductores musicales durante 28 horas a la semana. Más de un tercio de las 1000 personas incluidas en dicho estudio presentaban un ruido (acúfeno) en el oído después de escuchar música a alta intensidad (un signo de daño auditivo). Casi el 40% de las personas informaron que no sabían que oír música en reproductores musicales podía dañar su audición.El RNID considera 80 decibelios (dB) como el nivel al que la audición está amenazada o en riesgo. Los reproductores MP3 pueden llegar a niveles de 105 dB. Niveles de ruido superiores a 105 dB durante más de 15 minutos pueden dañar la audición. Una conversación normal está alrededor de 60 decibelios, el ruido del tráfico denso está alrededor de 85 decibelios y algunos reproductores musicales incluso pueden alcanzar 112 decibelios. Aunque en la Unión Europea (UE), algunos iPods tienen un limitador de volumen para cumplir los niveles sonoros de seguridad, muchos usuarios lo sobrepasan.

Como ya advertimos a menudo a los pacientes que nos consultan e informamos de ello en nuestra página web hace varios años, entre el 5 y el 10% de los usuarios de reproductores musicales portátiles corren el riesgo de sufrir sordera  irreversible, pudiendo pasar varios años hasta que se percatan de ello.

Como medidas preventivas a tener en cuenta, si la música de los auriculares es tan intensa como para que las personas próximas la oigan, es que el volumen está demasiado alto y puede deteriorar la audición. Además, se recomienda que el MP3 no se escuche a más del 60% de su volumen máximo ni durante periodos de tiempo superiores a 60 minutos (norma 60 x 60 para prevenir la sordera neurosensorial).

Han sido muchos los estudios y publicaciones en diferentes medios, en Europa, Australia y USA en los últimos años, informando sobre el riesgo de deterioro irreversible de la audición en personas jóvenes que utilizan reproductores musicales y la necesidad de desarrollar normas para establecer su control y previsión. Afortunadamente la Comisión Europea (CE) va a fijar normas para establecer un nivel máximo de volumen e informar sobre los peligros de la escucha prolongada, según informó la agencia EFE en Septiembre de 2009. “Los jóvenes están especialmente en riesgo, porque son los que más emplean estos dispositivos. Muchos de ellos escuchan música varias horas al día a un volumen excesivo y no son conscientes de que están dañando su oído”, afirmó la comisaria europea de Consumo, Meglena Kuneva, en rueda de prensa. A petición de la CE, el Comité Europeo para la Normalización Electrotécnica (CENELEC) fijará normas técnicas y de seguridad para sustituir a las actuales, que no establecen un nivel máximo de volumen ni obligan a informar sobre los peligros de la escucha prolongada de estos dispositivos. A partir del mandato de la CE, el CENELEC elaborará durante los dos próximos años un conjunto de normas técnicas concretas en colaboración con la industria electrónica europea y expertos comunitarios. Los nuevos estándares entrarán en vigor desde su publicación en el Boletín Oficial de la UE, y solo afectarán a los productos que se fabriquen a partir de ese momento.

I Simposio Internacional sobre Sordera en la Infancia

I Simposio Internacional sobre Sordera en la Infancia

Los pasados 21 y 22 de febrero celebramos Madrid, en la sede la Fundación Ramón Areces el I Simposio Internacional sobre  “Detección, diagnóstico y tratamiento precoz de la sordera infantil” organizado por nuestra Unidad de Sordera y Vértigo

La detección precoz de la sordera en niños en el primer mes de vida permite realizar el tratamiento más adecuado de los 3 a los 18 meses, periodo natural de aprendizaje en el que los niños comienzan a desarrollar el habla y el lenguaje. La estimulación auditiva con amplificación mediante el uso de audífonos constituye el tratamiento precoz más frecuente,  existiendo actualmente métodos novedosos de adaptación objetivos e individualizados para que el rendimiento de los audífonos en bebés, incapaces de colaborar por sí mismos, sea óptimo.

La verificación del resultado de los audífonos y la evolución del desarrollo del lenguaje determinarán si el niño debe continuar tratándose mediante amplificación, o si es candidato a ser tratado mediante implantes cocleares. Por ello, en general, los implantes cocleares no deben colocarse antes del año de vida.

Estas son algunas de las conclusiones del Simposio Internacional sobre Detección, diagnóstico y tratamiento precoz de la sordera en la infancia, organizado y coordinado por el Dr. Antonio Denia Lafuente, Director de la Unidad de Sordera y Vértigo del Hospital  Ntra. Sra. del Rosario, y por Dña. Belén Lombardero Pozas, Directora de la Sección de Audiología de dicha Unidad.

I Simposio Internacional sobre Sordera en la Infancia

Al Simposio asistieron 400 especialistas de las diferentes disciplinas relacionadas con el problema de la sordera en la infancia, incluyendo audiólogos, audioprotesistas, enfermeras, logopedas, neonatólogos, otorrinolaringólogos, pediatras y también padres de niños sordos.

Los expertos fueron unánimes al resaltar que hoy en día los niños sordos pueden tener la misma evolución en su lenguaje y aprendizaje que los niños oyentes, si el tratamiento está ya instaurado en los periodos naturales en los que todos los niños comienzan a desarrollar el habla y el lenguaje, escuchando e imitando las voces familiares y de su entorno. Para ello es imprescindible que la pérdida de audición se detecte antes del primer mes de vida, que su diagnóstico se realice antes del tercer mes de vida y que el tratamiento se inicie antes del sexto mes de vida.

En España existen ya programas de detección precoz mediante ‘screening’ o cribado auditivo universal neonatal que permiten identificar a aproximadamente el 95% de los recién nacidos con problemas de audición antes del primer mes de vida; dichos programas están ya implantados en algunas comunidades autónomas y en otras están en fase de implantación. El diagnóstico posterior requiere determinar el tipo y grado de la pérdida de audición y su causa, existiendo actualmente pruebas objetivas y subjetivas que nos permiten realizarlo antes de los tres meses de vida como se mostró durante el Simposio.

De esta forma el tratamiento puede iniciarse antes de los seis meses de vida. Siempre que se confirme que la pérdida de audición es irreversible, el tratamiento se realizará mediante la adaptación de audífonos. Para ello, como se enfatizó en el Simposio, deben utilizarse métodos objetivos e individualizados de adaptación y verificación audioprotésica, que junto a la alta tecnología de que disponemos hoy en día proporcionarán al niño la audición óptima para iniciar su aprendizaje. Este tratamiento deberá mantenerse durante un periodo mínimo de 6 a 9 meses en los que la evolución del niño determinará si la amplificación proporciona los resultados adecuados, o por el contrario el niño es candidato a tratamiento mediante implantes cocleares.

I Simposio Internacional sobre Sordera en la InfanciaEl Dr. Antonio Denia Lafuente destacó en sus conclusiones al término del Simposio que, en la actualidad, disponemos en nuestro país de los recursos necesarios para evitar o minimizar los problemas relacionados con la sordera en la infancia, incluyendo una tecnología que avanza día a día, unos objetivos muy claros y el apoyo de las instituciones. No obstante, si queremos atender eficazmente y sin demoras las necesidades de todos los niños con problemas de audición y de sus familias, necesitamos más profesionales especializados en las distintas áreas y una coordinación perfecta de unos con otros.

En definitiva, que la cadena multidisciplinaria de la detección, el diagnóstico y el tratamiento, incluyendo la orientación familiar y las pautas de estimulación, funcione en los periodos evolutivos más adecuados y críticos para la maduración del niño, sin interrupciones que comprometan su desarrollo.

I Simposio Internacional Detección, diagnostico y tratamiento precoz de la sordera en la infancia

 

Repercusión de la sordera en personas mayores

La sorderaLa sordera es la deficiencia sensorial más frecuente, siendo especialmente causa de discapacidad en personas mayores de 65 años, existiendo una tendencia en dicha población a desestimar sus repercusiones o a considerarla un aspecto inevitable asociado a la edad. Numerosos estudios ponen también en evidencia diferentes formas de deterioro asociado a la disminución de audición a dichas edades, y como sus efectos pueden paliarse corrigiendo la pérdida auditiva dependiendo de cada caso.

Calidad de vida
La disminución de audición se asocia con un deterioro en la calidad de vida relacionada con la severidad de la pérdida auditiva. Es frecuente observar en personas mayores con problemas de audición no tratados una marcada tendencia a aislarse social y familiarmente, dejando de participar en conversaciones, abandonando el uso el teléfono, restringiendo sus salidas a teatros, cines, conferencias, etc., distanciándose de sus amistades al dejar de frecuentar tertulias, partidas de cartas y otras actividades que realizaban cuando podían comunicarse sin problemas.

Un estudio publicado en la revista The Gerontologist realizado en personas con edades comprendidas entre 53 y 96 años utilizando escalas para medir las dificultades para comunicarse y su repercusión en las actividades de la vida diaria, demuestra la relación que existe entre el grado de la pérdida auditiva y el deterioro en la calidad de vida.

Funciones cognitivas
La disminución de la agudeza auditiva puede contribuir al deterioro cognitivo. Un estudio epidemiológico publicado en la revista Audiology realizado en personas mayores de 65 años, mostró que en las personas con un deterioro cognitivo moderado o severo era más frecuente encontrar pérdidas auditivas asociadas que en aquellas con un funcionamiento cognitivo normal.

Envejecimiento cerebral
Ya en un Congreso de ORL celebrado en 1992, se planteó que la sordera puede contribuir al envejecimiento cerebral: “los resultados de estudios neurológicos revelan que los estímulos auditivos constituyen una parte esencial en la activación de las neuronas cerebrales de compensación, cuyas funciones se activan en la vejez precisamente para paliar la pérdida de otras neuronas”. “La estimulación cerebral se produce obviamente a través de los sentidos, pero no todos contribuyen se la misma forma. Contrariamente a lo que podría pensarse, la vista solo proporciona el 20% de esos estímulos. Al gusto, al olfato y al tacto se les atribuye un 10% a cada uno. El resto corresponde al oído”. Estudios efectuados en grupos de personas mayores revelaron que “los síntomas de envejecimiento cerebral se habían precipitado con mayor rapidez en los que padecían sordera”. De ahí la importancia de tratar la sordera, ya que el 80% pueden resolverse o corregirse con audífonos y otro 15% mediante intervención quirúrgica.

¿Cuando acudir al otorrinolaringólogo?

En principio se debe acudir al otorrinolaringólogo especializado en problemas de audición en cualquier momento de la vida en que se planteen dudas acerca de su audición47

Como prevención, deben realizarse un estudio de audición:

1. Si existen antecedentes familiares de hipoacusia.
2. Si ha tomado medicamentos ototóxicos .
3. Si el oído le supura o padece otitis.
4. Si tiene ruidos (acúfenos) en los oídos.
5. Si ha trabajado o trabaja en ambientes ruidosos.
6. Si ha practicado o practica deportes en que se producen ruidos intensos (p.e., caza).
7. Si tiene dificultad para mantener una conversación con varias personas.
8. Si tiene dificultad para seguir una conversación en ambiente ruidoso.
9. Si con cierta frecuencia necesita que le repitan alguna palabra.
10. Si tiende a aumentar el volumen de la televisión, la radio etc.

El diagnostico de la sordera

53Una vez que acude al otorrinolaringólogo (O.R.L.), le examinará los oídos (limpiándolos de cerumen si es necesario), la nariz y la garganta, le realizará un estudio de su audición y puede solicitar otras pruebas cuando lo considere necesario (p.e., estudios radiológicos).

El estudio de la audición se realiza mediante pruebas subjetivas y objetivas que nos aportan datos en relación a si existe o no una alteración auditiva, y en caso afirmativo, de que tipo es, de que grado y que tratamiento requiere.